Sorry, this entry is only available in Español and Català.

 

Un año más, el Museu Romàntic de Sitges ha solicitado al Museu Tèxtil de Terrassa la restauración de la indumentaria de su colección de muñecas. Esta temporada estamos restaurando cinco muñecas con la particularidad de que todas ellas son autómatas, es decir, llevan incorporado un mecanismo que las hace repetir un movimiento concreto: espolvorearse la cara ante un espejo, mecer un bebé o ponerse las gafas a la vez que se abanica, entre otros.

Los autómatas fueron un género en boga durante la segunda mitad del siglo XIX. Estas muñecas no eran simples juguetes infantiles, sino que eran un símbolo de estatus y como tal, iban generalmente vestidas imitando la moda de la alta sociedad de la época, por lo tanto, nos encontramos ante vestidos de seda, terciopelos, brocados y gran profusión de puntas. Las alteraciones y problemáticas son las mismas que encontramos en la indumentaria de la misma época, pero de tamaño humano: desgarros y pérdidas matéricas, acumulaciones y depósitos de suciedad, cambios cromáticos, sedas cargadas, etc. La peculiaridad de estas piezas es que habitualmente se montaban directamente sobre el cuerpo de la muñeca, empleando elementos que fijaban a perpetuidad los vestidos, ya que las muñecas no estaban diseñadas para ser desvestidas y cambiarles la ropa como en el caso de las actuales. Por eso, en muchos casos, en lugar de costuras encontramos adhesivos, que endurecen, resecan y rasgan los tejidos o pequeñas puntas o alfileres, clavadas directamente sobre el cuerpo de la muñeca. El paso del tiempo y los cambios climáticos descontrolados provocan la oxidación del metal que genera, a su vez, la oxidación de los tejidos con la consiguiente rotura y pérdida.

La metodología utilizada en la restauración de los tejidos es arqueológica. Es decir, sólo intervenimos para frenar la degradación, pero no se rehace ninguna pieza desaparecida y, en la medida de lo posible, todas estas intervenciones deben ser reversibles.

La restauración de estas muñecas implica la actuación conjunta de diferentes especialistas, es un trabajo interdisciplinar donde cada profesional pone a disposición de un trabajo común sus conocimientos. En el Museu Tèxtil restauramos los tejidos, mientras que en los Museus de Sitges restauran y adecuan los cuerpos de las muñecas. Un tercer especialista será quien se encargue de arreglar el mecanismo del autómata y, si es posible, volverlo a hacer funcionar. De modo que, una vez terminado el trabajo de cada uno, las muñecas autómatas puedan recuperar y mostrarnos parte de su antiguo esplendor.

Imatge detall microaspiració.

Imatge detall restauració.

Imatge nina.